martes, 1 de agosto de 2017

Nuestros anfibios cara a cara: las ranas

En nuestros anfibios cara a cara quiero acercaros al mundo de estos pequeños animales, para conocerlos, diferenciarlos y sobretodo para darles el valor y respeto que se merecen, ya que muchas veces a base de supersticiones y creencias populares nos generamos una idea equivocada de ellos (mala suerte, venenosos, peligrosos, agresivos...). Son animales completamente inofensivos y sólo podrían causar una hipotética toxicidad si después de haber manipulado un anfibio nos tocamos los ojos, ya que se podría sufrir una pequeña irritación.

Me gustaría decir también, que no sólo resultan inofensivos para el ser humano, sino que además resultan beneficiosos, ya que son notables depredadores, fundamentalmente de insectos e invertebrados, ocupando un importante papel dentro del equilibrio de los ecosistemas.

En esta sección del blog me gustaría que conociésemos todos los anfibios presentes en la geografía gallega, pero desde un enfoque diferente, los conoceremos de cerca, a través de la macrofotografía de sus rostros. Así veremos y aprenderemos a diferenciar cada uno de ellos gracias a detalles como la piel, la forma y color de los ojos, el aspecto de la cabeza, etc.

Anteriormente ya hablamos de los sapos, por lo que esta vez será el turno de las ranas, tal vez los anfibios menos maltratados directamente. En Galicia contamos con 4 especies diferentes de ranas, que tal y como muestro a continuación son:

Pelophylax perezi (rana común/ ra verde)
Es la especie más común, presente en casi todo el territorio, esbelta, con el hocico puntiagudo y gran tamaño (de hasta 11cm). Coloración muy variable.




Ambas fotografías corresponden a un adulto observado en la Serra da Groba (Pontevedra) el 15-04-2017.

Rana iberica (rana patilarga/ ra patilonga)
Ampliamente distribuída por todo el territorio gallego, es una de las dos ranas pardas de nuestra fauna, pequeña y esbelta (machos hasta 4,5cm, hembras 5,6cm), con el hocico redondeado y corto. Tímpano poco patente y pequeño. Coloración muy variable.



El primer ejemplar corresponde con una hembra fotografiada el 9-04-2017 en Enciña da Lastra (Ourense), el segundo fue fotografiado en Gándaras de Budiño (Pontevedra) el 31-07-2017.

Rana temporaria (rana bermeja/ ra do monte)
Localizada principalmente en las provincias de Coruña y Lugo, es la mayor de las dos ranas pardas de nuestra fauna (hasta 11cm). Aspecto robusto con el hocico redondeado. Tímpano grande y bien patente. Coloración muy variable.


Ambas fotografías corresponden a un mismo ejemplar juvenil fotografiado en la laguna de Cospeito (Lugo) el 1-07-2017.

Hyla molleri (ranita de San Antonio/ rela común o estroza)
Especie más localizada que las anteriores, pequeña y de cuerpo rechoncho (hasta 4cm). Piel lisa de coloración normalmente verde brillante y uniforme, muy variable según la localización. Banda negruzca desde el orificio nasal hasta las ingles.




Ambas fotografías corresponden a dos adultos observados en las Lagoas de Antela (Ourense) el 11-03-2017.

Hasta aquí las 4 especies de ranas presentes en Galicia, pero me gustaría añadir una última especie, que aún siendo considerada sapo o sapillo, tiene aspecto de rana, con la finalidad de evitar posibles confusiones.

Discoglossus galganoi (Sapillo pintojo/ ra das veigas)
Especie sobre todo presente en territorios cercanos a la costa. Sapillo mediano (7 cm) y robusto con aspecto de rana, hocico puntiagudo y piel lisa brillante. Pupila en forma de gota invertida.


El primer ejemplar fue fotografiado el 25-12-2016 en Boiro (Coruña), el segundo, mucho más esbelto, en la Sierra da Groba (Pontevedra) el 15-04-2017.

Más adelante me centraré en cada anfibio a nivel individual, dedicándole una entrada a cada una de las especies que tenemos en Galicia, para conocer mejor sus características individuales, comportamiento, hábitat...

Por último decir que todas las fotos que aquí aparecen son hechas por mí, con el único fin de dar a conocer nuestra flora y fauna, por lo que agradecería su difusión, si alguien está interesado en utilizar las imágenes, pido que antes se ponga en contacto conmigo debido al tiempo y esfuerzo invertido en su realización.

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor estos animales y que entre todos ayudemos a su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!


Bibliografía:
Masó, A. y Pijoan, M., (2011), Anfibios y reptiles de la península ibérica, baleares y canarias, Barcelona, España, Ediciones Omega.

Webgrafía:
www.vertebradosibericos.org
www.sghn.org

viernes, 21 de abril de 2017

Nuestros anfibios cara a cara: los sapos

En nuestros anfibios cara a cara quiero acercaros al mundo de estos pequeños animales, para conocerlos, diferenciarlos y sobretodo para darles el valor y respeto que se merecen, ya que muchas veces a base de supersticiones y creencias populares nos generamos una idea equivocada de ellos (mala suerte, venenosos, peligrosos, agresivos...). Son animales completamente inofensivos y sólo podrían causar una hipotética toxicidad si después de haber manipulado un anfibio nos tocamos los ojos, ya que se podría sufrir una pequeña irritación.

Me gustaría decir también, que no sólo resultan inofensivos para el ser humano, sino que además resultan muy útiles, ya que son notables depredadores, fundamentalmente de insectos e invertebrados, ocupando un importante papel dentro del equilibrio de los ecosistemas.

En esta sección del blog me gustaría que conociésemos todos los anfibios presentes en la geografía gallega, pero desde un enfoque diferente, los conoceremos de cerca, a través de la macrofotografía de sus rostros. Así veremos y aprenderemos a diferenciar cada uno de ellos gracias a detalles como la piel, la forma y color de los ojos, el aspecto de la cabeza, etc.

Empezaremos por los sapos, tal vez los anfibios más maltratados por el ser humano junto a las salamandras. En Galicia contamos con 5 especies diferentes de sapos y sapillos, que tal y como muestro a continuación son:

Bufo spinosus (Sapo común/sapo común)
Es la especie más común, presente en casi todo el territorio, gran tamaño y robustez (hasta 12 cm). Iris dorado o cobrizo con la pupila horizontal.

 
   
Ambas fotografías corresponden a una hembra adulta observada en Pontecaldelas (Pontevedra) el 13-04-2017.

Alytes obstetricans (Sapo partero/sapiño comadrón)
Especie más localizada, que el B. spinosus pero bien distribuída por Galicia, de pequeño tamaño (5 cm), rechoncho. Iris cobrizo con la pupila vertical.


Ambas fotografía corresponden a un adulto observado en las Lagunas de Antela (Ourense) el 11-03-2017.

Bufo calamita (Sapo corredor/sapo corriqueiro)
Con una presencia similar a la del A. obstetricans, de tamaño medio (9 cm), robusto. Siempre con una línea vertebral amarilla-ocre. Iris verdoso con la pupila horizontal.


Ambas fotografías corresponden a un adulto observado en la Sierra da Groba (Pontevedra) el 15-04-2017.

Pelobates cultripes (Sapo de espuelas/sapo de esporóns)
Es la especie más dificil de encontrar, muy escaso en Galicia, sapo grande (12 cm) y rechoncho. Siempre con una espuela negra en el pie posterior. Ojos salientes, verdosos y con pupila vertical.


Ambas fotografías fueron tomadas en la Sierra da Groba (Pontevedra) el 17-04-2017, siendo dos ejemplares adultos diferentes como se puede observar en su coloración.

Discoglossus galganoi (Sapillo pintojo/sapiño pintoxo)
Especie sobre todo presente en territorios cercanos a la costa. Sapillo mediano (7 cm) y robusto con aspecto de rana, hocico puntiagudo y piel lisa brillante. Pupila en forma de gota invertida.


Ambas fotografías corresponden a un adulto observado en la Serra da Groba (Pontevedra) el 15-04-2017.

Más adelante me centraré en cada anfibio a nivel individual, dedicándole una entrada a cada una de las especies que tenemos en Galicia, para conocer mejor sus características individuales, comportamiento, hábitat...

Por último decir que todas las fotos que aquí aparecen son hechas por mí, con el único fin de dar a conocer nuestra flora y fauna, por lo que agradecería su difusión, si alguien está interesado en utilizar las imágenes, pido que antes se ponga en contacto conmigo debido al tiempo y esfuerzo invertido en su realización.

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor a estos animales y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!

Bibliografía:
Masó, A. y Pijoan, M., (2011), Anfibios y reptiles de la península ibérica, baleares y canarias, Barcelona, España, Ediciones Omega.

Webgrafía:
www.vertebradosibericos.org
www.sghn.org

domingo, 12 de marzo de 2017

Serra do Xurés-Gerês

La sierra del Xurés es un macizo granítico que hace de frontera natural entre Galicia y Portugal. Es la segunda elevación más alta del país vecino con alturas máximas por encima de los 1500 metros de altitud y una de las zonas más altas dentro de nuestra comunidad autónoma. La sierra se divide entre el sur de la provincia de Ourense y el norte de la provincia de Minho (Portugal).

Como curiosidad decir que la parte portuguesa tiene mayor nivel de protección que la gallega, siendo la lusa Parque Nacional da Peneda-Gerês (único parque nacional continental en Portugal) y la gallega Parque Natural.

Vista de un antiguo sendero que desciende hacia A Peneda (Portugal)

El Xurés está surcado por numerosos ríos y regatos que forman valles muy abruptos con desniveles muy pronunciados, produciéndose de manera natural cascadas y pozas, destacando la de A Corga da Fecha, que salva más de 200 metros de desnivel formando un conjunto de cascadas que deja al visitante maravillado y empequeñecido ante tal belleza.


Cascadas da Corga da Fecha, octubre del 2016 (Ourense)

Río Caldo, famoso por sus aguas termales, octubre del 2016 (Ourense)

Son muy característicos los penedos, grandes espacios en los que conviven cimas erosionadas y enormes bloques de granito redondeados por el paso del tiempo que forman paisajes únicos y que sirven de hábitat para especies tan emblemáticas como el lobo ibérico, la vívora de seoane o las cachenas.

Gran bolo granítico en perspectiva con el tamaño de una persona

Camino de piedra entre grandes bloques de granito

Mención a parte merecen las cachenas, raza bovina típica de Portugal y Galicia que fue utilizada para los trabajos agrícolas además de para la obtención de leche y carne. En la actualidad se utilizan para producir una carne de excelente calidad.

Su nombre viene del término galaico "cacheno" que significa pequeño, y hacen honor a su nombre ya que es una vaca de pequeño tamaño que tiene como característica más llamativa unos enormes cuernos que resaltan todavía más debido al tamaño del animal.

Cachena en A Peneda (Portugal), noviembre de 2016

Cachena con cría en Olelas (Ourense), febrero de 2017

Esta sierra cuenta con una gran extensión y muchos valores naturales que resaltar como para incluirlos todos en una sola entrada, por lo que seguiremos conociéndola un poco mejor en próximas publicaciones.

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor este rincón de Galicia y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!

Macizo de Pena Trevinca

Las montañas de Pena Trevinca conforman el único macizo montañoso de Galicia con montañas que superan los 2000 metros de altitud. Está situado al sureste de Galicia, en la provincia de Ourense. Su superficie aproximada es de 16.000 hectáreas, siendo una zona de alta montaña, con Peña Trevinca como cima más elevada, situándose a 2.127 metros, siendo éste el punto más alto de Galicia.

Montañas de Pena Trevinca en noviembre del 2016

El macizo de Trevinca posee tesoros naturales de gran belleza e importancia, como las lagunas glaciares de A Serpe y Carrizais entre otras, que se conservan casi intactas.

Laguna de Carrizais congelada en enero del 2017

Laguna de Ocelo también congelada en enero del 2017

Montañas, regatos, roquedos, valles, lagunas glaciares y enormes bosques de Quercus pyrenaica (cerquiño o rebollo) así como una gran diversidad de flora y fauna, nos muestran la grandeza del macizo de Trevinca.

Subida al Maluro en noviembre del 2016

Os dejo a continuación algunas imágenes de este tesoro gallego, un lugar para conocer, disfrutar, caminar y respetar.

 Panorámica de la zona con el pueblo de Xares al fondo

Gotas de agua congelada sobre una hoja en la laguna de Ocelo

A pocos metros de la cima del Maluro (1909 mts.), en noviembre del 2016

 Camino nevado rodeado de abedules y serbales

 Nieve moldeada por el viento a los lados del sendero

 Vistas de uno de los valles que se forman en el macizo
 
 Abrupto valle en una de las faldas de la montaña

Uno de los múltiples senderos que recorren la zona

 Bosque de Quercus pyrenaica a los pies de las montañas



Este macizo tiene una gran extensión y muchos valores naturales que resaltar como para incluirlos todos en una sola entrada, por lo que seguiremos conociéndolo un poco mejor en una nueva publicación.

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor este rincón de Galicia y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!

jueves, 19 de enero de 2017

El mundo de los hongos: la Amanita muscaria

En este blog tendremos un apartado para el mundo de los hongos, que iremos completando poco a poco, empezando hoy por uno de los ejemplares más abundantes y fácilmente reconocibles que podemos encontrar, se trata de la Amanita muscaria o matamoscas.

Antes de centrarnos en esta especie veamos las distintas partes  por las que están formados los hongos:

Imagen extraída de cajondeciencias.com

Aprendemos a diferenciar esta seta:

Se caracteriza por un sombrero grande, de hasta 20cm de diámetro, de un característico color rojo brillante o rojo anaranjado, con la superficie cubierta de pequeñas manchas de color blanco. El pie es blanco, al igual que la volva y el anillo, que está situado en la parte alta del pie. Al corte la carne es blanca y no varía el color.
Es un especie común en otoño, muy frecuente en los bosques de abedules, aunque también aparece en pinares y bosques mixtos.

A. muscaria con un ejemplar de Rana iberica sobre ella, en P.N. do Xerés (Ourense)

La amanita muscaria es un hongo tóxico, que en dosis muy altas tiene un gran efecto neurotóxico, pudiendo llegar a inducir el coma. Es especialmente perjudicial para el intestino y el hígado, por lo que si se ingiere se debe recurrir a un centro médico, y si es posible con el ejemplar en concreto.

Ejemplar joven de A. muscaria en la Sierra del Galiñeiro (Vigo)

Asimismo, también posee propiedades alucinógenas, causando entre otras acciones, la apreciación deformada de formas y distancias, pudiendo llegar a parecer un charco de agua como un gran lago o un desnivel en el suelo como un barranco.

Como curiosidad, decir que en zonas de siberia, antes de que se introdujese en alcohol, esta seta se usaba como desinhibidor, de tal manera que la gente que se la podía permitir la hervía en agua, y después se la bebía, quedando así intoxicados, mientras que los más pobres esperaban a que éstos orinasen para poder intoxicarse también.

Ejemplar adulto de A. muscaria  en P.N. do Xerés (Ourense)

Por último me gustaría resaltar que ésta es una seta muy variable en cuanto a tamaño y a coloración, incluso con el tiempo en un mismo individuo, dando lugar a variaciones dentro de la propia especie, algo que puede llegar a generar dudas con su correcta identificación.

Amanita muscaria var. aureola fotografiada en el P.N. do Xerés (Ourense)

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor este hongo y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!

viernes, 6 de enero de 2017

Serra da Groba II

En esta nueva entrada seguiremos conociendo Serra da Groba, en esta ocasión acercándonos a su flora y su fauna.

Como ya mencionamos en la anterior entrada, esta sierra está situada en el sur de la provincia de Pontevedra, y recorre paralela la línea de costa que une Baiona y A Guarda, estando sus puntos más altos a 500m y descendiendo de forma abrupta al mar.

Puesta de sol en lo alto de la Groba, desde donde se contempla el Océano Atlántico

En esta sierra nacen multitud de riachuelos y regatos que tienen una vida corta por la proximidad del mar, formando en su primer tramo turberas (humedal repleto de materia vegetal en descomposición) y más adelante abruptos valles con saltos y numerosas pozas, que sirven de refugio a numerosas especies de anfibios, insectos y plantas.

Uno de los múltiples regatos que recorren la sierra y la impregnan de vida a su paso

En un paseo por este entorno y si nos fijamos un poco, nos daremos cuenta de que estamos rodeados de vida, pudiendo observar vacas y garranos, multitud de aves (bisbitas, tarabillas, gorriones, ratoneros...), cientos de especies de insectos y un elevado porcentaje de los anfibios y reptiles presentes en Galicia.

A continuación muestro algunos ejemplares de los diversos anfibios que en mis múltiples salidas a esta sierra me he ido encontrando, algunos muy comunes, como la rana patilarga y otros más difíciles de encontrar como el sapo de espuelas. Espero que os guste esta pequeña muestra ya que próximamente me centraré en los anfibios que podemos encontrar en Galicia.

Salamandra (Salamandra salamandra)

Rana patilarga (Rana iberica) 

Sapillo pintojo (Discoglossus galganoi)

Sapo corredor (Epidalea calamita)

Sapo de espuelas (Pelobates cultripes)

En cuanto a su flora, la Groba tiene grandes extensiones de zonas de pasto, donde predominan los tojos, los brezos y las retamas, que son moldeados por los grandes herbívoros de la zona (garranos y vacas), ya que se alimentan de ellos. 

Garranos alimentándose en las zonas de matorral

Por otro lado, tenemos que hablar de la masa forestal de la sierra, formada por pequeñas fragas aisladas que sobrevivieron a las talas y a los incendios, formadas fundamentalmente por robles y sauces y reforestaciones de eucaliptales y pinares para la producción de madera.

Bosque de pino de Monterrey (Pinus radiata)

Esta sierra cuenta con una gran extensión y muchos valores naturales que resaltar como para incluirlos todos en una sola entrada, por lo que seguiremos conociéndola un poco mejor en próximas publicaciones.

Espero que después de este pequeño resumen conozcamos un poco mejor este rincón de Galicia y que entre todos ayudemos en su conservación, ¡nos vemos en la siguiente entrada!